Pilates para embarazadas


pilates para embarazadas

Pilates para embarazadas


La práctica de pilates para embarazadas te puede aportar una amplia y variada diversidad de beneficios que puedes transferir a tu bebé. Por supuesto, el entrenamiento siempre debe realizarse bajo la supervisión de instructores cualificados.

Recuerda que en nuestro Centro de Pilates, Activa2, ofrecemos clases exclusivas para mujeres embarazadas, donde contamos con asesoría premium de nuestro staff de colaboradores.

En todo momento, nuestro propósito es velar por tu bienestar como embarazada y, claro, el de tu bebé. ¿Conoces los beneficios que esta actividad te aporta? En esta nota los detallamos a profundidad.

Por qué es importante practicar ejercicios durante el embarazo

Cuando te decimos que la realización de ejercicios físicos, como los que incluye la práctica de pilates para embarazadas,es muy beneficiosa para tu salud, lo decimos en base a cuán importante es que mantengas una constante actividad física durante el proceso de gestación. Siempre recalcando que los beneficios son para ti y para el bebé.

Un entrenamiento físico moderado durante el embarazo te ayuda a mantenerte en forma al fortalecer músculos y huesos. Además, te ayuda a equilibrar los niveles de azúcar en la sangre, aminora el riesgo de padecer lesiones y, estimula una mejor adopción de postura corporal. Y, lo más importante para una mujer, fomenta un aumento de peso, pero siempre de manera saludable. 

De acuerdo a estudios médicos, lo más recomendable es practicar algún tipo de actividad física unas 2 a 3 veces por semana. Claro está, la periodicidad del entrenamiento siempre debe concretarse con el médico encargado de seguir el embarazo, ya que no todos los procesos de gestación son iguales. ¡Importante!

Pilates para embarazadas, principales beneficios

pilates en el embarazo

Ahora que sabes cuán importante es mantener un constante acondicionamiento físico durante la gestación, te preguntarás: ¿Por qué pilates para embarazadas? Vamos a compartirte las razones por medio de sus magníficos beneficios:

Reduce las dolencias en la espalda

El dolor en la espalda es uno de los malestares que más aqueja a las mujeres embarazadas. Esto ocurre por el hecho de que si los músculos de la pared abdominal están débiles, es más probables que sufras dolor en la espalda o en la pelvis.

Por fortuna, la práctica del método pilates permite el fortalecimiento de los músculos internos de la pared abdominal, responsables de conferir estabilidad tanto a tu espalda como a la pelvis.

Ayuda a mantener el equilibrio

Los ejercicios de pilates para embarazadas permiten fortalecer los músculos centrales del cuerpo. Como resultado, te ayuda a mantener más estabilidad al caminar a medida que tu vientre crece y crece con el desarrollo de tu bebé.

Fomenta un mejor control de la respiración

El control de la respiración es uno de los pilares fundamentales del método pilates, ya que te ayuda a dirigir mejor la entrada del aire hacia tus costillas o hacia al suelo pélvico, evitando que te quedes sin aliento. Además, te ayuda a conseguir una mayor relajación y bienestar general.

Estimula una buena postura y una mayor fuerza abdominal

Al corregir la excesiva inclinación pélvica que se genera durante el embarazo, causante de los dolores lumbares y problemas posturales, podrás llevar una gestación más saludable. De manera que tus actividades del día a día podrás desempeñarlas sin mayores incomodidades ni retrasos.

Alivia la carga del peso en tu espalda

Muchas de las posturas de la práctica de pilates para embarazadas se realizan sobre manos y rodillas. Esto, te permite liberarte del peso, y ayuda a que tu bebé encuentre la mejor posición al momento del parto.

Fortalece el suelo pélvico

Lo que ayuda a crear una base más firme para el útero, la vejiga y los intestinos, a medida que el bebé crece y se desplaza hacia la parte baja de tu abdomen. A su vez, esto evita los escapes de orina al realizar acciones tan comunes como toser o estornudar.

Cuándo es el mejor momento para practicar pilates en el embarazo

El entrenamiento de pilates para embarazadas se adecúa al trimestre de gestación en el que te encuentres, moderando la intensidad y periodicidad de los ejercicios. Fíjate:

Primer trimestre

El primer trimestre siempre es el más riesgoso durante el embarazo. Por ende, lo ideal es que la actividad física se aminore a pequeños paseos o caminatas que incrementen poco las pulsaciones. Además, es importante que no hagas constantes esfuerzos. 

Segundo trimestre

Este es el momento más idóneo para comenzar la práctica del método pilates, ya que cesan los máximos riesgos del primer trimestre del embarazo. En este caso, las posturas donde se fortalece la espalda son las más recomendadas.

En este momento es importante es trabajar el fortalecimiento del suelo pélvico, lo que te ayudará a conservar el tono muscular tras el nacimiento del bebé. Estos ejercicios se caracterizan porque asemejan el esfuerzo que sueles hacer al contener la orina. De modo que son perfectos para evitar la incontinencia tras el parto. 

Tercer trimestre

En este último período de gestación, lo más recomendable es practicar ejercicios que ayuden al bebé a ubicarse en la posición perfecta para nacer por vía natural.

Aquí, también es importante practicar ejercicios que te ayuden a fomentar un mejor control de la respiración, ya que con ellos aprenderás a dirigir el aire a los puntos específicos de tu cuerpo. 

pilates embarazo

En Activa2 nos preocupamos por tu bienestar y el de tu bebé, así que ponemos a tu disposición clases de pilates para embarazadas dictadas por profesionales en el área.